¡Hola!

Pantallas.png

Antonov decidido a construir un nuevo An-225 Mriya

Una de las tragedias más grandes durante la invasión de Rusia a Ucrania, con respecto a la aviación, es sin duda la destrucción del único ejemplar del Antonov An-225 “Mriya” (Sueño), que se encontraba en tierra en el Aeropuerto de Gostomel (GML), ubicado a 25 km al norte de Kiev. Primero se consideró hacer una reparación, pero el estado del avión no es reparable, podría haber algunas partes o sistemas que se puedan reutilizar, pero el avión es pérdida total.



El Antonov An-225 fue el avión más grande del mundo durante más de 3 décadas, nació como transporte para el transbordador espacial ruso Burán, pero posteriormente fue convertido a carguero de gran capacidad y que puede mover objetos que por su volumen y peso ningún otro avión puede transportar. A través de una publicación en Facebook, la empresa dio a conocer sus intenciones:


La destrucción de este avión legendario y único por parte de las fuerzas armadas rusas asestó un duro golpe no solo a la empresa Antonov, sino también a la comunidad mundial. Por lo tanto, la restauración del Mriya es una tarea crucial para nosotros. De hecho, se dispone de algunos agregados básicos para la estructura de la aeronave, sin embargo, el nuevo Mriya debe cumplir con los estándares de aeronavegabilidad actuales y futuros. Además, la aeronave debe estar equipada de acuerdo con la lista de actividades que realizará. Esto requerirá mucho trabajo de diseño e ingeniería, selección y compra de componentes adecuados, programa de pruebas, etc. Naturalmente, este proyecto se llevará a cabo bajo una amplia cooperación internacional, con la participación de empresas y emprendimientos líderes en la industria de la aviación mundial”.

Hasta el momento no se ha hecho una cuantificación formal de los costos involucrados para la construcción de otro An-225, pero las estimaciones indican que pueden ser de varios miles de millones de dólares, precisamente por todas las tareas que Antonov mencionó en su publicación. Es prácticamente hacer un nuevo avión copiando el diseño del An-225 original. Y no se puede realizar como hace 30 años, no tendría sentido porque hay muchas nuevas tecnologías que pueden aprovecharse. Concluyó Antonov:


El financiamiento y la posibilidad de utilizar los componentes del An-225 que fue destruido por las tropas rusas, serán determinados por una comisión especial creada bajo los auspicios de Ukroboronprom. Las fuentes de financiamiento también serán determinadas por el Estado, los recursos ya recibidos por el fondo se utilizarán exclusivamente para la ejecución del proyecto de reconstrucción del Mriya, con informes transparentes por cada hryvnia o dólar gastado”.`

El fabricante explicó que no hay, por ahora, plazos para llevar a cabo el proyecto de construcción del “nuevo” An-225, por el momento todo es una idea y buenas intenciones. Para los ucranianos representa un orgullo del país y por ello su disposición para reconstruir el avión, independientemente de su viabilidad económica. Mientras tanto, no perdemos la esperanza de ver nuevamente al Mriya surcando los cielos.


Fuente: Transponder 1200